jueves, 3 de septiembre de 2015

Desengáñese, no bajara el precio de la gasolina mientras no baje el gasto Público del Estado Autonomias, Diputaciones, Ayuntamientos y Empresas públicas


Ayer, 2 de Septiembre de 2015, el gasóleo valía 1,10€ en la gasolinera de al lado de casa.

Mientras esto pasaba el barril de petróleo Brent cotizaba a 44,05 Dólares y el Euro se pagaba a 1,1241 Dólares.

Usted como yo no será ajeno al continuo desespero cuando te enteras de que baja el petróleo y no baja la gasolina, o lo hace muy poco, y sin embargo te enteras de que sube y vaya si lo notas de inmediato.

Por eso para aportar algo de certeza y predictibilidad vamos a desagregar lo que cuesta un litro de gasoil según costes de adquisición, gastos de producción (refino), distribución, venta, impuestos y márgenes o beneficio de la gasolinera por litro.

Traducido en Euros, de esos 1,1€ que costaba ayer el litro de gasóleo su coste de adquisición, el coste del petróleo, SOLO suponían 22,1 céntimos de euro.

¿Y eso cómo? Pues vamos a explicar el proceso al revés

Primero le quitamos el IVA del 21%. Precio del litro de gasóleo 1,1€  menos IVA (21%) = 91 céntimos de Euro

Luego le quitamos el  impuesto hidrocarburos 91-30,7=60,3 céntimos de Euro

Seguimos quitándole la  Tasa de eficiencia energética 60,3-2,7= 57,6 céntimos de Euro

Menos Impuesto sobre las Ventas Minoristas de Determinados Hidrocarburos 57,6-5,8=51,8 céntimos de Euro

Le quitamos los costes logísticos y distribución 51,8- 12= 39,8 céntimos de Euro

Y por fin llegamos y le quitamos el margen que la gasolinera se lleva por litro 39,8- 17,3= quedándonos un coste del producto de  22,5 céntimos de Euro por litro de gasoil. Haga la cuenta dividiendo el coste en EUROS del barril de petróleo por los 159 litros que tiene cada uno y vera que no nos alejamos mucho del coste de litro de petróleo.

Por eso tenga en cuenta para futuras bajadas o subidas del precio del petróleo que ese porcentaje recaerá como mucho sobre los 22,5 céntimos, con lo que para subidas o bajadas del 10%, quitando la variación que supone la diferente cotización de Euro/Dólar, estaríamos hablado de una diferencia en precio final de  2,7 céntimos de euro ya que hay que tener en cuenta el IVA.

Por eso tienen razón quienes alegan que la gasolina no bajara mientras no lo haga el 53% del precio que suponen los Impuestos.

Pero desengáñese, no pida que bajen esos impuestos sobre la gasolina. En definitiva los pagan quienes la consumimos y si el nivel de gasto público no baja de algún lado lo tendrán que sacar y lo que no te quiten por un lado lo harán por otros.

Por eso sufrido contribuyente si de verdad queremos que bajen los impuestos, no solo este, hay que empezar por bajar el Gasto Público, lo demás es poesía.

 
Publicar un comentario