viernes, 6 de marzo de 2015

Así se hace Europa. Hacia un Mercado Único de la Energía



Hace poco hemos tenido la ocasión de comprobar cómo de verdad “se hace Europa”. Y ello ha sido con motivo del acuerdo a cinco bandas de mayor integración energética entre España, Portugal, Francia, la Unión Europea y el Banco Europeo de Inversiones.
Este acuerdo es de la máxima importancia para España y Portugal pero también para el resto de Europa puesto que permite intercambiar los excedentes de producción de energía eléctrica con lo que abarataremos su costo y aumentaremos la seguridad del suministro.

Por este acuerdo España y Portugal podrán aprovechar el exceso de energía eléctrica Nuclear francesa cuando no sople el viento, los embalses estén más  vacios o no brille el sol como suele en nuestro país, elementos estos que son los que privan a las renovables de previsibilidad y por ello generan “falta de seguridad” en el suministro frente a las fuentes tradicionales. Y como contrapartida Portugal y España podrán transferir su excedente de energía renovable cuando, por ejemplo, el viento sople a todo meter y el coste marginal de producir un Kw más sea igual a cero. Bueno, bonito y barato.

Pero es que el acuerdo es de mayor alcance y afecta  a las conexiones gasísticas que harán de España y Portugal un enclave estratégico de contrapeso a la presión que pueda ejercer Rusia con el suministro de gas debido a la conexión española con Argelia y la capacidad, no aprovechada, de las plantas de regasificación que se encuentran en España.

Parece que por fin se adoptan medidas coherentes en este sentido y el remate debiera ser que la Unión Europea asumiera como una de sus políticas fundamentales, además de la agrícola, la energética pasando de 28 mercados nacionales a un único mercado lo que abundaría en el beneficio de nuestros ciudadanos y empresas. Por lo pronto la bombona de butano ya ha bajado 2 euros lo que tampoco está mal.

Publicar un comentario